La estancia en una masía en el Penedès es una oportunidad magnífica para adentrarse en esta tierra, llena de recursos naturales y arquitectónicos. Pasear por pueblos y ciudades cargadas de historia y descubrir bellos remansos de paz es la mejor forma de disfrutar de una escapada lejos del ritmo frenético del día a día o de realizar actividades en grupo o por familias durante las vacaciones.

Castells y conjuntos arquitectónicos del Penedès

 

En su estancia en una masía en el Penedès el visitante descubrirá el paso del tiempo y los diferentes episodios históricos que estas tierras han vivido a lo largo de los siglos.Masies del Penedès Castells

Durante la Edad Media, muchos municipios fueron construidos alrededor de castillos de defensa, que les otorgaban protección y seguridad especialmente durante la Reconquista. Así, el visitante puede hacer un viaje en el tiempo y adentrarse en algunos que aún permanecen hoy, como el Castillo de Gelida, el de Mediona, el de Subirats, el de Peñafort o el de Calafell, y disfrutar de enclaves con un valor histórico incalculable como el Conjunto Monumental de Sant Martí Sarroca, integrado por un castillo y una iglesia románica, y el Conjunto Arqueológico de Olèrdola, que dispone de restos de la prehistoria.

La escapada a una masía en el Penedès también ofrece la posibilidad de disfrutar de restos del románico, en forma de iglesias y ermitas distribuidas por todo el territorio y que tienen en el Monasterio de Sant Sebastià dels Gorgs, en Avinyonet del Penedès, declarado Bien de Interés Nacional, uno de sus mejores ejemplos, así como del gótico, como la Basílica de Santa María en Vilafranca del Penedès.

También el modernismo dejó una huella que aún perdura en el Penedès, que se puede captar paseando por las calles de Gelida, Vilafranca del Penedès o Sant Sadurní, que realizan, además, rutas guiadas por los edificios modernistas más emblemáticos de cada municipio .

Equipamientos museísticos para disfrutar y estimar el Penedès

Para aquellos amantes del turismo rural que, además de su estancia en una masía en el Penedès, quieren profundizar en la historia y el carácter peculiar de estas tierras, el Penedès pone a su disposición diecisiete museos de gran diversidad que muestran el mosaico de cultura, paisajes, historia y personajes más relevantes de la zona.

Para adentrarse en el la cultura del vino y el cava y entender su proceso de elaboración, es imprescindible la visita al Centro de Interpretación del Cava, en Sant Sadurní d’Anoia, y al VINSEUM Museo de las Culturas del Vino en Cataluña, en Vilafranca del Penedès, y para conocer más sobre el desarrollo económico a lo largo de la historia, resulta muy ilustrativa la visita al Museo de la Piel de Igualada y Comarcal de la Anoia, en Igualada, en el Museo del Ferrocarril de Cataluña, en Vilanova y la Geltrú, y el Museo Molino Papelero, en Capellades.

Para quienes deseen complementar su estancia en una masía en el Penedès con visitas a pinacotecas y otras obras de arte, tienen las puertas abiertas en la Biblioteca Museo Víctor Balaguer, en Vilanova y la Geltrú, en los Museos de Sitges, en el Museo Romántico Can Papiol y el Centro de Interpretación del Romanticismo Manuel de Cabanyes, en Vilanova y la Geltrú, el Museo Josep Cañas, en Banyeres del Penedès, o el Museo Deu, en el Vendrell.

Los amantes de la música clásica tienen el Penedès una visita obligatoria, la Villa Museo Pau Casals, en El Vendrell, que preserva y difunde la vida y la obra del artista a través de un extenso patrimonio artístico y documental.

Disfrutar de la naturaleza y la aventura haciendo una estancia en una masía en el Penedès

Masies del Penedès - Patrimoni i natura

Alojarse en una casa en el Penedès es parar el reloj y sumergirse en un entorno rural, de tierra y agricultura, que se mueve al ritmo que marca la viña y al tiempo de las personas que la trabajan. La estancia en una casa rural permite al visitante pisar las viñas, tanto al amanecer como al atardecer, y disfrutar de un espectáculo de luz y colores se mire donde se mire.

El Penedés, sin embargo, ofrece mucho más que el paisaje de la viña y pone al alcance del visitante un entorno natural envidiable: bosques, ríos, tierra, un cielo azul y el mar Mediterráneo, un lugar perfecto para los amantes de la naturaleza .

Algunas de las excursiones más destacables que se pueden realizar estando alojado en una masia en el Penedès son la visita a las Fuentes y Grutas de las Deus (Sant Quintí de Mediona), con estalactitas y estalagmitas, así como corrientes de agua subterráneas; al Parque Comarcal de Olèrdola, que es una prolongación del Parque Natural del Garraf, una de las reservas biológicas más importantes de Cataluña, y en el Parque Natural del Foix, la zona húmeda más importante del Penedès, lo que le confiere una gran diversidad de ambientes ecológicos.

Algunos de estos emplazamientos son espacios ideales para el turismo activo o de aventura, ya sea para realizar en grupo o en familia. A Las Deus, por ejemplo, se pueden hacer recorridos acrobáticos de altura por árboles y rocas con seguridad, disfrutando del espectáculo de la naturaleza, y en diferentes lugares del Penedès se pueden utilizar quads o vehículos 4×4 para descubrir rincones escondidos siempre respetando el entorno natural.

No esperes más y planifica tus vacaciones en una masía en el Penedès. Utiliza el buscador para conocer la disponibilidad de nuestros alojamientos y déjate seducir por el Penedès. Te esperamos!